sábado, 14 de enero de 2017

Los sellos discográficos que marcaron mi vida

En algún momento deje de ser un simple adolescente al que le gustaba escuchar discos, y me convertí en un fanático de la música. Pasados mis 20 años, empecé a leer libros, buscar recortes de diarios, leer mas en detalle los booklets de los cds, y hurgar en todo lo que tuviera que ver con los músicos que yo escuchaba, sus orígenes, sus influencias, sus instrumentos. Y claro, los nombres de las discográficas empezaban a repetirse. Rock & Roll, Blues, Soul, Jazz, Rocksteady...en esta entrada comparto las principales discográficas que día a día me alimentan.


Lo primero que sale cuando pensas en Sun Records es Elvis. Pero el viejo Sam Phillips, en su estudio de Memphis, grabó y editó a muchos músicos negros de blues y soul. Sun fue la primera casa independiente fuerte en la historia del Rock & Roll. Ike Turner colaboró con Phillips desde el principio, incluso descubriendo talentos como Howlin' Wolf o B.B. King, y llevándolos a grabar a su establecimiento. 

Mi top 5:

"How Many More Years" - The Howlin' Wolf: En 1951 Sun Records se llamaba Memphis Recording Service. Phillips la grabó y se la pasó a Chess Records para editarla. Wolf canta y toca la armónica, y algunos dicen que el pianista es Ike Turner. Howlin' Wolf es el primer aporte de Sam Phillips al rock & roll, ya que para 1951 no era usual encontrar una banda con un sonido tan poderoso. 
"Rocket '88'" - Jackie Brenston & His Delta Cats: Esta canción de 1951 siempre fue acreditada como el primer single de rock & roll de la historia, por varios motivos. El ritmo, el estilo de “heavy blues” de la interpretación (muy adelantado para su época), el sonido oscuro del tema, pero fundamentalmente se destaca por ser la primera grabación en la que suena una guitarra con distorsión, a cargo de Willie Kizert. Ike Turner en piano es indestructible. 
"She's Dynamite" - B.B. King: Boogie pura sangre, grabado en 1951, también con Ike Turner en piano. Demoledor. 
"Tiger Man (King Of The Jungle)" - Rufus Thomas. Thomas se convirtió en una celebridad en el Sur con esta canción de 1953. Uno de los mas grandes showmen del soul. 
"I'm Gonna Murder My Baby" - Pat Hare : Dice Keith Richards en su libro "Life": “Pat Hare solía tocar con Muddy Waters y también hizo unas cuantas canciones con Chuck Berry. Una de las que llegaron a ver la luz se titulaba "I’m gonna murder my baby" y apareció en el baúl de los recuerdos de los estudios Sun después de que Pat hiciera precisamente eso y luego se cargara al policía que mandaron a investigar lo ocurrido: lo condenaron a cadena perpetua a principios de los 60 y murió en una cárcel de Minnesota”. 


A Chess Records le debemos a Muddy Waters, Chuck Berry, Little Walter, Buddy Guy. ¿Qué mas se puede pedir? Para mi, el sello de blues más importante de la historia. Nunca podremos estar lo suficientemente agradecidos a los hermanos Leonard y Phil Chess por todo lo que hicieron. La película Cadillac Records (2008) es una interesante biopic sobre la historia de Chess y aunque algunos pasajes nos puedan parecer exagerados, el film da una idea bastante cercana de cómo se hacían las cosas en aquellos años. 

Mi top 5: 
"Forty Days Forty Nights" - Muddy Waters: Basado en un tema de Bernard Roth. La armónica distorsionada de Little Walter está llamativamente al frente de la mezcla, lo cual hace que el tema sea sumamente pesado. La sesión esta recreada en Cadillac Records. 
"Commit a crime" - Howlin Wolf: La canción esta protagonizada por el gran riff a cargo de Hubert Sumlin, el genio detrás de Wolf
"Let me love you baby" - Buddy Guy: No suelo escuchar viejos temas de Guy de la época de Chess. Debería hacerlo mas seguido. Este tema lo conocí gracias al cover de Stevie Ray Vaughan en su disco "In Step".
"Hate to see you go"- Little Walter: En Blue & Lonesome, ultimo disco de los Stones, esta incluido este cover. Un solo tono, típico riff Chicago y mucha onda para el único y el mas grande de la armónica, Walter Jacobs. 
"Little Queenie" - Chuck Berry: Chuck Berry y Johnnie Johsnon, nada puede salir mal


Cualquiera que haya leído alguna entrada de este blog alguna vez, seguramente se ha cruzado con algun dato referido a Stax Records. Creada por los hermanos Jim Stewart y Estelle Axton , Stax Records (primero Satellite Records), se instaló en un viejo cine en el sur de Memphis, pleno barrio negro de la ciudad. El estudio de grabación fue instalado en el auditorio del cine. Según algunos especialistas, el hecho de que el suelo del estudio (del cine) estuviese inclinado, creaba una anormalidad acústica que se trasladaba a las grabaciones, y dió como resultado el potente, profundo y crudo sonido Stax. "Cause I love you" de Rufus Thomas y su hija Carla Thomas,  fue el primer hit creado en ese estudio en 1961. Ese año Atlantic Records, llegó a un acuerdo para la distribución del material a nivel nacional. En 1962 llega a Stax un adolescente que tocaba el órgano y la tuba, llamado Booker T. Jones. Meses después, el tal Otis Redding. Estos dos músicos cambiarían para siempre la historia de la discográfica. 

Mi top 5:
(No estan "Green Onions", ni "Knock On wood" ni "I can't turn you loose". Elijo otras.)"I'm depending on you"- Otis Redding: De las recientes grabaciones restauradas en vivo del Whisky A Go Go de 1966, toda la potencia de Otis Redding en este tema. 
"Chinese Checkers" - Booker T and the Mg's: Siempre la elijo porque es muy agradable escuchar a Booker tocando el rhodes. Los matices de los vientos son inigualables. 
"Set my soul on fire" - Eddie Floyd: Probaron escucharlo cantar otra cosa que no sea "Knock on wood"?
"Baby get hip to yourself" - Little Johnnie Taylor: La sonoridad y la banda de la casa Stax siempre le sentaron muy bien al blues, y Little Johnnie Taylor es uno de los que lo pudo comprobar.
"I take what I want" - Sam & Dave. La fuerza de estos dos cantantes era inusitada. 


A Motown la conocí primero por The Jackson Five, pero luego aparecieron en mi camino Marvin Gaye, Stevie Wonder, The Temptations y el enorme bajista de la banda residente, uno de mis héroes en el bajo, James Jamerson. Berry Gordy la fundó en Detroit en 1959 y desde entonces ha jugado un papel fundamental en la difusión de la música popular estadounidense, influyendo en la mayoría de los estilos actuales. Su sonido es una marca registrada. Pero también Gordy se ha destacado por la manera en que exprimía a los artistas que pasaban por la casita Motown.


Mi top 5 (todos tocados con el Fender Precision de Jamerson):
"Stubborn kind of fellow" - Marvin Gaye: Las figuras de ídolo pop y cantante gritón coinciden en este soul con cencerro y flautas de los primeros años de Marvin.
"The world is rated X" - Marvin Gaye: Marvin ya estaba en su etapa combativa. De su obra cumbre, "What's Going on", sale este oscuro funk.
"Signed, Sealed, Delivered, I'm yours" - Stevie Wonder: Los vientos, los coros, la pandereta y los gritos de Stevie, llevan adelante este tema de 1970.
"I was made to love her" - Stevie Wonder: Este tema corrió cabeza a cabeza en los charts de 1967 junto a "Ligth My Fire", de The Doors. Armónica, sitar eléctrico y una guitarra muy sucia por el canal derecho. 
"Ain't too proud to beg" - The Temptations: David Ruffin a cargo de la voz principal. Es todo lo que necesitan saber.


Alfred Lion y Francis Wolff formaron un equipo artístico único: mientras que el primero se ocupaba de las producciones musicales, el otro se encargaba de la producción gráfica y la publicidad. Todo comenzó en 1939. Su filosofía estaba clara: grabar jazz de calidad. Sidney Bechet, Thelonius Monk, Bud Powell, Sonny Rollins, John Coltrane, Miles Davis, Art Blakey, Horace Silver, Dexter Gordon, Herbie Hancock, Wayne Shorter, la lista de artistas que han grabado para Blue Note, produce vértigo. Pasaron del hot jazz al hardbop, del swing al free jazz, del bebop al nu soul, al hip hop. Por supuesto, hoy sigue muy activa. 

Mi top 5

"Boogie Woogie Stomp " - Albert Ammons - Meade "Lux" Lewis: Del disco "The First Day". Esto es, literalmente, la primer grabación de Blue Note.
"Somethin' Else" - Cannonball Adderley: El cálido saxo alto de Adderley, tocando este tema compuesto por Miles Davis y acompañado por el mismísimo Miles, además de Hank Jones en piano, Sam Jones en contrabajo y Art Blakey en batería.
"Chitlins con carne" - Kennt Burrell: Conocí este tema y a este guitarrista, gracias a Stevie Ray Vaughan. Burrel fue una de las principales influencias que siempre mencionaba SRV. Esto sería lo que se conoce como soul - jazz
"Instrospection" - Thelonious Monk. Cuesta creer que Monk grabó este tema en 1947. Las ideas suenan muy avanzadas para la época
"Backward Country Boy Blues" - Duke Ellington. Ellington, Charles Mingus y Max Roach "casi" hacen blues tradicional. 


A partir de 1956, Verve grabó a prácticamente todo aquel que tenía algo nuevo que aportar al mundo del jaz. Al mismo tiempo, tuvo mucho peso en la lucha contra la segregación racial. Fue la primera empresa en juntar a músicos negros y blancos, pagarles lo mismo, permitirles que compartieran camerino y dejar que en el público las razas también se mezclaran para disfrutar de los shows. A principios de los años cuarenta, el fundador de Verve, Norman Granz organizó por primera vez una noche de jazz para blancos y negros y luego llevó la experiencia al aire libre, en el auditorio filarmónico de Los Ángeles, donde montó la serie "Jazz at the Philarmonic". 

Mi Top 5

"Satisfaction" - Jimmy Smith: Del clásico de Jagger y Richards, Smith solo toma el título. Este tipo es el padre del acid jazz: Acá pueden comprobar porqué. Groove con mayúsculas. 
"Djangology" - Django Reinhardt: Todo el virtuosismo del gitano mas grande de todos, que encontró en el violinista francés Stephane Grappelli, su balance en este mundo. 
"Rails" -  Dizzy Gillespie Small Group Sessions: Gillespie siempre exquisito, su sabor bebop, mezclado con música afrocubana. 
"Love me or leave me" - Nina Simone: Nina fue un prodigio del piano (tocaba desde los 3 años) y logró mezclar su formación clásica con la música popular negra. Su background era lo clásico y la iglesia. El solo de piano en "Love me or leave me" es el encuentro que nunca se dió entre Oscar Peterson y Bach. 
"Lester Leaps in" - Charlie Parker: La caja "Bird: The Complete Charlie Parker" es infinita. En ella podemos escuchar cada nota que Parker grabó para Verve, incluyendo sus apariciones en "Jazz at the Philharmonic". Parker grabó para Verve en los últimos 5 años de su vida, un período en el que, además de tocar con su quinteto, experimentó con cuerdas y música Afrocubana. Tenía que elegir un tema y elegí "Lester Leaps".

Bonus Tracks: 










Entre el 66 y el 68, Jamaica vivió la era dorada del rocksteady, puente entre el ska y el reggae. Resulta que Treasure Isle y Studio One ayudaron a tender ese puente. Duke Reid y Coxsone Dod, apuraban las sesiones de grabación y competían ferozmente por el mercado. El Rocksteady fue, sin dudas, el soul de Jamaica. Cualquiera de estos artistas podría hacer nacido en Memphis y hubiera sido tranquilamente una estrella del soul. 

Crédito: Catarsis Rocksteady, Lutxo Pérez, 33 Series

Mi Top 5
"Wear you to the ball" - The Paragons: Se dan cuenta a lo que me refiero? Esto es soul con todas las letras. John Holt es un angel. 
"Moonligth Lover" - Joya Landis: Toda la sencillez y dulzura del rocksteady se sintetiza en este tema.
"Why did you Leave" - Alton Ellis & Phillys Dillon: Desde el primer golpe de la batería, con la apoyatura de los vientos, este tema muestra su fuerza. Alton y Phillys Dillon fueron uno de los mejores dúos de la era.
"Nice Time" - Bob Marley and the Wailers: La influencia de The Impressions (Motown) se nota a las claras en esta primera versión.
"Fu Man chu" - Desmond Dekker: El timbre único de Desmond Dekker, el burbujeo de guitarra del maestro Lynn Taitt y todo el misticismo en este tema.



viernes, 23 de diciembre de 2016

Hepcat - Right on Time - 1998

Hepcat es de esas bandas que te hacen viajar al pasado, las escuchás y pensas que son de otra época. Sin embargo, la banda se formó en Los Angeles a fines de la década del 80. A pesar de haber nacido en plena movida de Ska Core, Hepcat posee un sonido extremadamente jamaiquino; ska, rocksteady, soul jazz, r&b, todo junto con una elegancia pocas veces escuchada.

La historia indica que en 1989 el cantante Greg Lee y el tecladista y también cantante Deston Berry, dos aficionados de la música de Jamaica, forman Hepcat. Sus aspiraciones en ese entonces, era moderadas. Con el agregado del actor y cantante Alex Désert en la voz y una prolija sección de vientos, en 1993 editan el primer disco de la banda, “Out of Nowhere” (Moon Records). Su perfil de ska clásico ya se nota a las claras en este trabajo. En 1996 se edita “Scientific” y con este disco bajo el brazo comienzan los tours por Estados Unidos y Europa, reforzando su buena reputación en la escena reggae y ska internacional. Esto los llevó a firmar contrato con Hellcat/Epitaph Records, el sello de Tim Armstrong, líder de Rancid.  

"Hepcat posee una devoción por el estilo clásico del ska que no tiene comparación" explica Armstrong. “Cuando llevamos a Hepcat a Jamaica, pasamos por un estudio a grabar algunos temas... fue como si hubieran vivido ahí desde siempre, conocían a cada persona, lugar, estudio en la escena de Kingston." Su tercer disco, "Right On Time" fue lanzado en 1998 y se convirtió en el mas exitoso de sus trabajos, tanto en ventas como en críticas. Esto les abrió un mercado mas amplio que el ska, pudiendo tocar en varios festivales de jazz, fundamentalmente en Europa.

Sería muy injusto decir que Hepcat es solo una buena banda de ska. En “Rigth on time” escuchamos 13 tracks de verdadero ska, reggae, rocksteady, R&B, y jazz, con un sonido fresco como pocos pueden lograr. incluyendo la que para mí es su canción  emblema: "I can't wait". 
Aunque suene trillado, Rigth on Time es un disco imprescindible, así que no lo dudes y Escuchate esto!



Lista de Temas:
Right on time
I cant wait
Goodbye street
The secret
Pharoah's dreams
No worries
Mama used to say
Rudies all around
Tommy's song
Nigel
Together someday
Baby blues
Open season is closed

viernes, 2 de diciembre de 2016

The Rolling Stones - Blue & Lonesome - 2016

Imagino lo que estarán diciendo los lectores de este blog... "Otra vez los Stones?!" Y bueno, queridos amigos, es así, no lo puedo evitar. Ellos me han enseñado el camino, nombres como Muddy Waters, Little Walter, Howlin Wolf, Otis Redding... los oí primero saliendo de sus bocazas. Y creo que no me va a alcanzar la vida para devolverles todo lo que me dieron. Entonces, al grano. 

Por primera vez en su carrera, los Rolling Stones han elegido editar un disco conteniendo únicamente covers de blues. El primer tema, "I’m Just Your Fool", explota por los parlantes, sonando mas crudo y vibrante que lo que la banda sonó en años. Si bien Blue & Lonesome nos puede sonar como a un show de Mick Jagger y su banda (su voz y su armónica realmente llevan el disco adelante) hay fantásticas contribuciones guitarrísticas por el tal Keith Richards y su flacucho amigo Ronnie Wood. El sonido es visceral y esta vivo, las guitarras sacan chispas, los tambores suenan duro y todo -incluida la voz de Jagger- suena levemente distorsionado, como si estuvieran tocando a un volumen que lo micrófonos no pudieran manejar. Pero claro, eso es obra del maestro Don Was. 
Ademas de algunas impresiones propias, seleccioné algunos pasajes de una entrevista publicada en la Revista Rolling Stone, 
donde los músicos hablan de la génesis del disco. Imaginemos que estamos ahí y disfrutemos del mejor disco de los Stones en... 30 años?! Y si, porqué no?!


Según explica Keith Richards, en diciembre 2015 la banda se encontró en el estudio de Mark Knopfler, el British Grove Studio en Londres, para trabajar en canciones nuevas. Resulta que el estudio de Knopfler es enorme, equipado con una mezcla ideal de equipos tanto vintage como modernos, techos altos, hermosos pisos de madera. Aun así, se trata de un contexto nuevo para los Stones. "Nos conozco muy bien, declara Richards, y se que grabar música nueva en un estudio nuevo, puede llevarnos semanas antes que podamos ganarle el sonido al lugar." Entonces Richards le sugiere a Ronnie que se aprenda un viejo lado B de Little Walter, "Blue and Lonesome" como para romper el hielo nomás. Traen el tema al estudio, Jagger se suma con su armónica y en dos tomas la banda encuentra lo que estaba buscando. Siguen con "Baby, please, come back to me,", a pedido de Jagger y las cosas siguen funcionando muy bien. Al día siguiente, es Jagger quien ha sido cautivado con la idea y sorprende a todos trayendo, él mismo, mas opciones de covers. Pero no son los clásicos de siempre. Son temas menos populares, mas oscuros, tal vez, a lo que nos tienen acostumbrados. 

Eric Clapton esta en la sala contiguo, mezclando algunos tracks, y por supuesto, un día, entra al estudio que ocupan los Stones. A saludar nomás. Cuentan que su reacción es la de un fanático, se queda sorprendido de lo que escucha. Sus amigos le piden que se sume en una o dos canciones, y Eric elige una de las guitarras de Richards, una Gibson 335 que lo ayuda a lograr un tono mas gordo, como en sus viejos tiempos. Podemos escuchar a la banda aplaudiendo a Clapton al final de "I Can't Quit You Baby." Eso esta en el disco. 

"El disco se hizo solo" dice Richards. "Bueno, también fue producto de una vida entera investigando" agrega Wood. Los legendarios weaving (algo así como tejidos) de guitarras se sacan chispas en “Commit a Crime” y “Ride ‘Em on Down,”. Mi conclusión es que hoy día, The Rolling Stones se sienten mas cómodos haciendo este repertorio, que sus propios temas. Volviendo a sus raíces, los Stones encuentran una nueva forma de envejecer.


Mick explica -con mucha humildad- que lo que hace especial al blues son los pequeños cambios que se van sucediendo generación tras generación. "Los músicos reinterpretamos y así le agregamos algo al género. Elmore James reinterpretó a Robert Johnson, lo mismo hizo Muddy Waters. No digo que nosotros estemos dando los saltos que ellos dieron, pero podemos ayudar un poco reinterpretando estas canciones." Keith Richards se juega en afirmar que "este es el mejor disco que Mick Jagger ha hecho jamas". Richards es un eterno fan del Jagger armonicista. "Verlo al tipo disfrutando lo que hace mejor que nadie... y digamos la verdad, la banda también hace lo suyo" concluye.  

Para cerrar, comparto una cita publicada en la cuenta de twitter de Keith: “Trajimos el blues al centro de la escena otra vez. Y por eso, estoy eternamente orgulloso. Es probable que esa sea la única forma en la que yo pueda entrar al cielo” - KR. 



Músicos: 
Mick Jagger – vocals, harmonica
Keith Richards – guitar, vocals
Ronnie Wood – guitar
Charlie Watts – drums
Darryl Jones – bass guitar
Chuck Leavell – keyboards
Eric Clapton – guitar on "Everybody Knows About My Good Thing" and "I Can't Quit You Baby"
Matt Clifford – keyboards
Jim Keltner – percussion on "Hoo Doo Blues"

Temas: 
"Just Your Fool", Buddy Johnson
"Commit a Crime", Howlin' Wolf
"Blue and Lonesome", Memphis Slim
"All of Your Love", Magic Sam
"I Gotta Go", Little Walter
"Everybody Knows About My Good Thing", Miles Grayson and Lermon Horton
"Ride 'Em On Down", Eddie Taylor
"Hate to See You Go", Little Walter
"Hoo Doo Blues", Otis Hicks and Jerry West
"Little Rain", Ewart G. Abner Jr. and Jimmy Reed
"Just Like I Treat You", Willie Dixon
"I Can't Quit You Baby", Willie Dixon

lunes, 14 de noviembre de 2016

The Rolling Stones - Out of Our Heads - 1965


A mediados de los sesenta, The Beatles mostraban con cada nuevo álbum editado, nuevas facetas de lo que una banda de pop y rock podía hacer en aquellos tiempos. Mientras tanto, The Rolling Stones se iban convirtiendo solo en una buena banda de covers que no tenía mucho mas para decir. "Out of Our Heads" cambiaría esa historia para siempre. En solo 30 minutos, los Stones hurgan en su pasado (con seis covers) y espían a su futuro (con otra media docena de temas propios) y, liderados mas que nunca por Jagger y Richards, llevan a la banda al próximo nivel. 

Para hacer este álbum, en mayo del 65 los Stones visitaron por segunda vez los estudios Chess de Chicago, el hogar de sus ídolos. Sin embargo, eligieron covers mas alejados del blues para acercarse al soul mas puro. En "Out of Our Heads" eligen artistas de R & B americanos, desconocidos para muchos adolescentes blancos en esa época. Los Stones entregan crudas versiones de "Mercy Mercy" (Don Covay), "That's How Strong My Love Is" ( Otis Redding), "Good Times" (Sam Cooke), "Cry to Me" (Solomon Burke) y "Hitch Hike" (Marvin Gaye). Podríamos afirmar que re interpretan los temas en lugar de simplemente "hacer covers". Jagger no es comparable con esos cantantes negros, eso lo sabemos. No obstante suena sumamente auténtico y personal en su desempeño al frente de estos clásicos.

La explosión, sin embargo, la trajo una canción que Jagger y Richards escribieron: "(I can't get no) Satisfaction,". En ese track, Jagger encuentra el perfecto traje para ese personaje que estaba creando; Keith Richards asume el mandato divino de convertirse en Rey del Riff y el resto de la banda acompaña de manera mas que correcta, con una justeza rítmica y algunos matices muy apropiados. Aún así, Mick y Keith se sentían inseguros como dupla compositiva y eligieron usar el seudónimo "Nanker Phelge" para otros temas:, "Play With Fire," "The Under Assistant West Coast Promotion Man". "The Last Time" y "Satisfaction," en cambio, llevan la estampa "Jagger / Richard". Richard sin la "S" final, pues en esa época Keith estaba peleado con su padre y decidió modificar su apellido.

Para 1965, el mercado de la música pop era algo muy endeble pensando en el futuro, era una moda que no otorgaba garantías de pasar a la posteridad: ¿Cuánto podía durar esa locura adolescente? Viéndolo desde nuestro punto de vista, mas de 50 años después, resulta extraño de pensar, pero en muchos aspectos era así. “Satisfaction” pega una patada a esa estantería y consolida las cosas. La canción desafía al sistema y The Rolling Stones se visten de héroes de los adolescentes y representantes de esa contra cultura y desde el título del disco lo asumen: "Si, estamos tan locos como todos piensan y tal vez estemos un poco drogados ("Out of our heads" se podría traducir como "De la Cabeza").


“Satisfaction” es sucia, pendenciera, blusera, un clásico de una era, una formula que sería reciclada una y otra vez por cientos de bandas alrededor del mundo, la número 1, la marca registrada de los Stones. En su libro "LIFE", Keith Richards cuenta algunas intimidades: "Todo fue cuestión de usar un pequeño pedal, el pedal de distorsión Gibson que acababa de salir hacía poco. Solo usé pedales en dos ocasiones, los efectos no son lo mío. En "Satisfaction" me estaba tratando de imaginar un arreglo de vientos, lo grabé para luego usarlo como referencia. La distorsión sirvió para darle algo de forma de lo que después serían los vientos, que nunca se grabaron. Quedó un sonido que no se había oído jamás en ninguna parte y fue lo que captó la atención de todo el mundo. Andrew Oldham la sacó sin consultarnos mientras estábamos en la carretera, la escuchamos por primera vez en una radio perdida en Minnesota, la mezcla aún no estaba terminada! A los diez días eramos número uno en todo USA.... Pasaron mas de diez años hasta que la empezamos a tocar en vivo, porque no lográbamos hacerla sonar como nosotros queríamos."   

Otis Redding en el 65 y Aretha Franklin en el 67 hicieron su cover de "Satisfaction" y legitimaron de alguna manera a The Rolling Stones dentro de la música negra. Además de las mencionadas sesiones en Chess, el disco también fue grabado en los Regent Sound Studios de Londres y RCA Studios en Hollywood (allí fue grabada "Satisfaction"), así como también una versión en vivo de "I'm Allrigth" de Bo Diddley. La foto de tapa es de David Bailey y llamativamente la cara de Richards esta en el centro de la foto y se lleva toda la atención, mientras que Jagger asoma por detrás.
Los Stones grabando en los Estudios Chess
Nada fue igual luego de este disco. Los Stones se harían mas y mas grandes y harían mejores discos con el correr de los años, dejando de lado los covers. Como ya mencionamos en el blog alguna vez, en esta época habían empezado a girar varias veces por año por todo el territorio de los Estados Unidos. Horas de ruta escuchando radios locales, frecuentes visitas a los paradores negros en donde escucharon y zaparon blues en el lugar mismo donde nació. Todas estas experiencias los convirtieron en verdaderos musicólogos, expertos en la música americana y ellos como nadie cruzaron esa música de blancos y de negros y la transformaron en su adn. "Out of Our Heads" fue el primer paso significativo en esa dirección, por eso, no lo dudes y Escuchate Esto! 

jueves, 10 de noviembre de 2016

Jack's Big Music Show - Buddy Guy - The King of Swing

Una de mis primeras experiencias como padre compartiendo tiempo frente al televisor con mis hijos, fue conocer Jack's Big Music Show. Tres personajes que se juntan en una casa club, pero siempre en torno a la música. Y la mas grata de las sorpresas fue la visita al programa de Buddy Guy con su Strato a lunares, interpretando a un personaje llamado "King of Swing". Como dice Buddy en el video, "It's time to swing!"


Como bonus track les dejo a Candace, la hermana adolescente de Phineas y Ferb haciendo "Evil Boys", emulando a Howlin' Wolf acompañada de una guitarra slide furiosa


sábado, 15 de octubre de 2016

Toots & The Maytals - En vivo en Buenos Aires - 14.10.16

"Este negro me hace llorar" dice el flaco que está al lado nuestro al finalizar "Pomp and Pride". "Si flaco, pienso interiormente, a mi también me hace llorar."  Van casi 14 años casi desde que escucho música con raíces jamaiquinas y siempre quise conocer a Toots Hibbert. Poco antes de la 1 de la mañana, la banda sale a escena y Toots, enfundado en un traje marrón brillante (sin mangas, por supuesto) conquista la Argentina y cumple mi sueño. "Pressure Drop", "Never grow old", "Pepping Tom", "Louie Louie", "Reggae got soul", "Pomp and pride", "One eyed enos"... El show es perfecto: la lista tiene un clásico tras otro, estamos pegados a la valla pero muy tranquilos, el sonido esta correcto, la voz de Toots suena 10 puntos, la banda esta íntegramente formada por negros, y encima al tecladista Charles Farquarson se le muere el sinte, por lo que se tiene que arreglar con piano y hammod... Qué mas podría pedir!

El público se comporta con una devoción y una alegría que pocas veces vi. Claro, todos lo estaban esperando desde siempre. Toots Hibbert (71 años!) devuelve la gentileza y se adueña por completo del momento, con un dominio escénico que lo muestra tal como lo que es, un artista clásico, de esos que no se hacen mas. Estamos ante alguien de la talla de Otis Redding, Bob Marley, Ray Charles... Qué hago acá?! No me entra en la cabeza, lloro un ratito mas cuando suena "Bam bam".

Advertencia: las fotos son malas, las saqué con mi teléfono

Toots & The Maytals no solo es reggae y ska, es soul, es funk, y en muchos momentos es gospel. Ahí tampoco lo podemos creer. Natyslide a mi lado levanta y sacude los brazos al cielo. Siempre quiso estar en una iglesia bautista escuchando plegarias con ritmo gospel y Toots también cumple su sueño. El cantante se convierte en predicador durante gran parte del show.

Entra el stage manager por el fondo y le avisa al guitarrista Carl Harvey (lider musical de la banda) que quedan 10 minutos. Entonces, tocan "Monkey Man", una canción tan universal, que me olvidé que era de Toots!. La fiesta es total, todos saltan y gritan, como monos, claro. Fin del show, se van 30 segundos y vuelven para despedirse con otro de sus mas grandes clásicos: "54-46, That's My Number". Nunca pensé que un show podía resultar tan perfecto.